El Patronato San José, nació de la sugerencia que el sacerdote de Gijón, don Valentín Incio, dio al P. Nicetas Aróstegui S.J., de fundar una obra para la formación de niñas pobres en artes y oficios a fin de que, al llegar a la mayoría de edad, pudieran ganarse la vida.

La sugerencia le agradó y la comunicó a las Señoras del Apostolado de la Oración y de las Conferencias de San Vicente, ya que era su Director. Las Señoras, que pertenecían a las más nobles y ricas familias del lugar, aplaudieron la idea y prometieron su colaboración; cosa, que cumplieron.

En sucesivas reuniones fueron perfilando los detalles de organización, reglamento, y necesidad de que fuese una Congregación Religiosa la que se ocuparan de la misma. Tras larga deliberación, la elección recayó en las Hijas de la Caridad. Aceptada la oferta, el contrato se firmó el 13 de noviembre de 1903 en Madrid y el 7 de diciembre cuatro Hijas de la Caridad y doce niñas se instalaban en “la casa de Albertón”, frente al Paseo de Begoña. La inauguración oficial se realizó el 14 de dicho mes.

Las peticiones de admisión aumentaban, la casa no reunía condiciones para albergar tanta solicitud, fue preciso buscar nuevo local que permitiera una mayor comodidad y se alquiló la casa de la Sra. viuda de Cachero, próxima al colegio de los P. P. Jesuitas. Esto sucedía el 31 de junio de 1904, siendo el número de internas de 30.

El Centro formaba y atendía a las alumnas con grandes dificultades de espacio y económicas. Las peticiones no disminuían , el arrendamiento resultaba costoso y el espacio se iba reduciendo: por todo ello se pensó en adquirir una finca en propiedad que fuera lo suficientemente amplia para hacer más infraestructuras, talleres, huerta y patios de recreación. En la Junta del 5 de septiembre de 1906 se pone en conocimiento de las Señoras, que en la carretera de Ceares existía una con todas esas características, se da la autorización a la Sra. Presidenta para realizar las gestiones, firmar las escrituras pagar el precio que se estipule y para registrarla como propiedad de dicho Patronato San José.

Hechas las gestiones necesarias, fue adquirida e inmediatamente se trasladan niñas y Hermanas La finca poseía una vivienda que es acomodada en tanto se hace un pabellón para dormitorios y clases de internas; también se construyó lavadero y el local para los talleres de cajas. Esta finca y parte de los edificios son los que conforman el actual “PATRONATO SAN JOSÉ” .

Transcurrido un tiempo, la zona requiere centros de educación y se pide a las Hermanas se admitan externas, lo que con el visto bueno de la Junta así se hizo. Alrededor de los años próximos a las Bodas de Plata de la Institución el número de externas era de ciento cincuenta. Los espacios construidos no eran suficientes para albergar las clases de externas, por lo que fue necesario levantar un piso donde ubicarlas. Las obras finalizaron el 1935, siendo las clases amplias y llenas de luz.

Poco duró la paz en el Centro, llegaron los días de la guerra y el edificio, por estar próximo a Simancas fue tomado y pasó a ser Hospital de Guerra. Finalizada la contienda se mantuvo como hospital y aún se pensó, por parte de las autoridades sanitarias, que quedase como el Hospital que Gijón necesitaba. Revisados los fines del Establecimiento las autoridades entendieron que debía volver a sus principios y así lo hicieron, no sin antes entregar un donativo sustancioso para poder poner en funcionamiento las clases.

En 1946 se solicitó del Ministerio de Educación Nacional la legalización de las Escuelas de este Patronato tanto de internas como de externas , la Orden Ministerial del 15 de diciembre de 1946 lo confirmó . Las escuelas obtuvieron el reconocimiento de subvencionadas, con 7 grados, el 14 de febrero de 1952.

El Centro ha ido adaptándose sucesivamente a las órdenes dictadas por el Ministerio de Educación impartiendo las distintas modalidades de enseñanza: Preescolar y EGB. Con la LOGSE de nuevo se modificó la nomenclatura en referencia a la Educación Obligatoria y hoy se cuenta con tres centros, según puede verse en la O.M. del 28 de octubre de 1994.

Esta es su composición:

  • Centro de Educación Infantil: 6 aulas, dos por nivel
  • Centro de Primaria: 12 aulas
  • Centro de Educación Secundaria Obligatoria: 8 aulas.

El Patronato San José es un centro Privado Concertado en todos los niveles, incluido Infantil.

El centro cuenta, además de las aulas, claras y espaciosas con:

  • Gimnasio
  • Biblioteca General .
  • Aula de Informática, con 15 ordenadores en Red e Internet con conexión ADSL.
  • Taller de Tecnología.
  • Aula de Música .
  • Aulas de Psicomotricidad para Infantil y Primaria.
  • Aulas de Apoyo.
  • Despachos para Tutorías .
  • Sala Multiusos .
  • Salón de Actos.
  • Comedores, 2
  • Capilla, utilizada por los alumnos con frecuencia y semanalmente por los feligreses de la Parroquia del Buen Pastor.
  • Pistas para Deporte. Hemos podido cerrar las pistas de Juegos y hoy contamos con un espléndido polideportivo, donde los alumnos hacen frente a las inclemencias del tiempo.
  • Grandes espacios para juegos .
  • Jardín.

También contamos con Asociaciones: APA, Alumnos y Ex-alumnas.

Como Centro Vicenciano tenemos grupos cristianos a los que pertenecen alumnos/as actuales del centro y exalumnos/as. Las reuniones son semanales, según horarios elegidos por ellos, siempre extraescolar. A parte de las catequesis tienen salidas a otros centros, convivencias, marchas, concentraciones a nivel nacional y Campamentos a nivel Provincial.

Contamos con un documento: Carácter Propio en el que se define nuestra misión educativa, como “orientada al desarrollo integral de la persona, según el Evangelio y con un estilo propio, inspirado en nuestros Fundadores: Vicente de Paúl y Luisa de Marillac.

Historia de Las Hijas de la Caridad

Hijas de la Caridad, orden religiosa fundada en 1633 por San Vicente de Paúl y Santa Luisa de Marillac.

Por su dedicación a los más pobres, a los enfermos y a los abandonados, San Vicente quiso que gozaran de libertad de acción y por ello evitó la clausura y el convento.

Por esta razón, las hermanas no hacen votos definitivos sino que sus votos son temporales y renovables cada año.

En sentido estricto, sus miembros no conforman una congregación religiosa y no tuvieron que someterse a la clausura.

Se hallan extendidas por todo el mundo y desarrollan su actividad en los lugares más pobres y junto a los más necesitados, siendo queridas y apreciadas por su trabajo desinteresado en leproserías, hospitales, orfanatos o escuelas rurales.

Vicente de Paúl, San (1581-1660), sacerdote francés fundador de la Congregación de la Misión, llamada también orden de los vicentianos o lazaristas. Nació cerca de Pouy (hoy St Vicent de Paul) en Gascuña, el 24 de abril de 1581 y asistió a las Universidades de Dax y Toulouse.

Se dice que en 1606 fue capturado por los piratas en un viaje de Marsella a Narbona y vendido como esclavo en Túnez, pero logró huir y volvió a Francia unos meses después.

Durante 20 años ejerció como párroco y capellán de una familia aristocrática, los Gondi. También fue capellán general de las galeras francesas y, como tal, trabajó en favor de los galeotes.

En 1617 fundó la primera Confraternidad de la Caridad, constituida por mujeres ricas dedicadas a ayudar a los enfermos y a los pobres en Châtillon-les-Dombes, en las proximidades de Lyon.

En 1622 el prelado francés San Francisco de Sales le nombró superior de los conventos parisinos de la orden de la Visitación de Santa María. Con el apoyo de la familia para la que trabajaba como capellán fundó la Congregación de la Misión, dedicada a predicar entre los campesinos de sus propiedades, y en 1626 estableció una de sus comunidades en el College des Bons-Enfants de París, del que era director.

El nombre de Padres Lazaristas lo recibe el grupo al implantar en 1632 su cuartel general en el antiguo priorato de San Lázaro en París.

También creó otras organizaciones altruistas, como las Hermanas de la Caridad (1633); a ellas se debe la fundación del hospital de París.

La Congregación de la Misión organizó seminarios para jóvenes que querían ingresar en el sacerdocio y durante las guerras religiosas de Francia se dedicó al cuidado de los heridos.

Se cree que su oposición al jansenismo fue causa de la supresión de esta herejía. Murió en París el 27 de septiembre de 1660. Fue canonizado en 1737 y nombrado patrón de las obras de caridad en 1885. Su festividad se celebra el 27 de septiembre.